viernes, 26 de febrero de 2010

Leyendas del Cañon de Río Lobos


'...España que ha sido punto de contacto entre aportaciones extrañas, ha sido a su vez foco creador poderosísimo y lleno de originalidad que ha expandido por el mundo su propio acerbo. Así, en nuestro país han madurado leyendas de celtas y godos. La ruta de Santiago de Compostela que en tiempos fue tan frecuentada por peregrinos de todo el mundo como la de Roma o Jerusalén, fue a su vez una verdadera cuña de penetración de costumbres e ideas europeas...'.
[Mª José Llorens Camp: 'Leyendas españolas', M.E.Editores, S.L., 1994]
Mito, leyenda, fantasía, realidad...Conceptos íntimamente relacionados entre sí, y sin embargo, delimitados por algo tan complejo como es, sin ir más lejos, la incertidumbre. Ésta radica, generalmente, en esa génesis primordial que abarca el oscuro principio, el punto de origen del que habrían de nutrirse posteriormente los pueblos.
Platón, por ejemplo, puso en boca de los sacerdotes egipcios el mito de la Atlántida; mito que, al parecer, ya existía incluso antes de que éstos, es decir Egipto, se constituyera en una de las civilizaciones más grandes del planeta. Siglos, cuando no milenios después, convertido en leyenda, la historia de la Atlántida ha generado infinidad de sub-mitos que la sitúan en numerosos lugares del mundo, muchos más allá, incluso, de las referencias originales de Platón a las denominadas Columnas de Hércules, incluyendo lugares situados, sorprendentemente, en lo más impenetrable y desconocido de las selvas sudamericanas, como si hubiera existido, en algún momento indeterminado de la Historia, un vehículo transmisor común a numerosos pueblos y razas, muchos de ellos, en teoría, desconocidos e inconexos entre sí.

video

Cuándo, dónde y por qué surgieron las leyendas en torno al Cañón del Río Lobos, se ignora. Posiblemente algunas de ellas, como la de los extraños ruidos mencionados por Eric Alvarez -en la fecha de la grabación, 2 de mayo de 2008, guía de la ermita de San Bartolomé- fueran conocidos desde el alba de los tiempos, siendo de alguna manera divinizados, o mejor dicho animizados, por el hombre de la Edad del Bronce, que se sabe habitó el lugar y lo sacralizó.

Que el Temple ha despertado siempre el interés popular, tanto a favor como en contra, lo demuestra el hecho de que su memoria ha permanecido en el subconsciente colectivo, alimentando un sin fin de historias, cuentos y leyendas, como la que circula por estas tierras de Soria relativa a sus apariciones fantasmales, y que, como apunta Eric, forma parte del folklore popular de Ucero y los pueblos de alrededor, referido al ámbito mágico de la noche de San Juan o lo que es lo mismo, el solsticio de verano.

Pero esto evidencia, tan sólo, una ínfima parte de la punta del iceberg legendario que, cada vez más desvirtuado, forma una parte importante de la idiosincracia del lugar. Es por ello, que no hemos de olvidar que, después de todo, los orígenes de la ermita de San Bartolomé, por citar un ejemplo, se fundan, según una leyenda muy conocida, en un hecho prodigioso, como es el lugar en el que quedaron grabadas las huellas del caballo de Santiago, cuando éste, huyendo de los invasores musulmanes, se lanzó desde uno de los escarpados desfiladeros.


video

Otro dato interesante, es que, a medio camino, aproximadamene, entre el segundo aparcamiento y la ermita, otra leyenda -que se repite hasta la saciedad en numerosos lugares de la provincia, e incluso fuera de ella, directa o indirectamente relacionados con la presencia de los templarios en los alrededores- es aquella que habla de un pueblo abandonado al morir envenenados todos sus habitantes. En el caso que nos ocupa, dicho pueblo se llamaba Valdedea, aunque bien es cierto que del mismo no queda ni rastro.

Observamos, pues, que aparte de los numerosos misterios que encierra -morfológicos e históricos, principalmente- el entorno del Cañón del Río Lobos, limítrofe entre las provinciazs de Soria y Burgos, aparte de Reserva Natural, constituye, también, una Reserva Folklórica de primera magnitud.

2 comentarios:

KALMA dijo...

Hola! "En la noche de San Juan" la noche más mágica del año y en este lugar... aunque ya sé que los sonidos no sólo se debieron al aire y el efecto del cañón, jjj. Como sabes, uno de mis sitios. Un abrazo.

juancar347 dijo...

Hola, Kalma. Es uno de tus sitios y uno de los míos. En realidad, es un lugar sumamente especial, del que hay mucho que hablar. Es la intención que tengo, ir haciéndolo poco a poco. Mi noche de San Juan fue desafortunada por la lluvia, pero no obstante, toda una experiencia. Un abrazo